MONÓLOGOS DE UN HOMBRE CUALQUIERA

Nada de pan solo circo

Existe algo muy morboso en la simpatía moderna por el dolor.

Oscar Wilde

En todas las redes sociales es posible elegir si el perfil que creaste querés que sea público o privado. Tal es así que muchos, como yo, tenemos dos perfiles: uno, que sólo compartimos con nuestros amigos y seres queridos, y otro en el cual “ofrecemos” algo públicamente, para ser visto por cualquiera...


Seguir leyendo


Alguna vez tuve suenios

Si puedes soñarlo, puedes hacerlo.

Walt Disney

Se dice que los sueños, sueños son. Como si cumplirlos fuera un imposible. Y a la vez, en estos tiempos de “vamos que podés”, la frase de Walt Disney parece ser el mantra fundamental de miles de posts que aseguran que todo es posible. Que sólo se trata de ir por ello.

Algo que conduce a más de uno a la frustración absoluta cuando descubre que no todo depende de él y que muchas veces, por más esfuerzo que se ponga en perseguir esos sueños, simplemente no se dan.

O lo que es aun peor. Se cumplen, pero se acaban.

Entonces… ¿para qué uno querría sostener esos sueños?


Seguir leyendo


Solo endulzame los oidos

Nadie tiene más posibilidades de caer en el engaño que aquél para quien la mentira se ajusta a sus deseos.

Jorge Bucay

La frase “vender buzones”, aunque no pueda creerse, tiene apoyatura en una estafa que se hacía hace muchísimo tiempo y que consistía en pararse al lado de un buzón del correo y hacer que algunos amigos pasaran, metieran un sobre y te pagaran por ello. Al momento en que algún inocente preguntara se le decía que te pagaban porque el buzón era tuyo y cobrabas el derecho a mandar cartas por ese medio.

Al mismo tiempo se argumentaba que te ibas a mudar y que lo tenías a la venta, mientras más amigos seguían pasando y pagándote a la vista del inocente.

Hasta que embocabas a alguno que veía “el negoción” y te lo compraba.

De no creer, pero así era…


Seguir leyendo


Vejez

Lleva mucho tiempo llegar a ser joven.

Pablo Picasso

–Cuál es la mejor parte de envejecer? –preguntó la hija.
–Los cambios físicos, sin duda –contestó el padre, sabiendo de antemano la sorpresa que generaría su respuesta.
–Te estoy hablando en serio, pa. No me tomes el pelo.
–Para nada, hija. Dejame que te cuente…


Seguir leyendo


La fiesta de los ofendidos

Que con tanta gracia las repito, mas que otro me las diga no permito.

Cyrano de Bergerac (acerca de los chistes sobre su nariz)

Vení gorda, no tengas miedo. Vos también dolape, juntate con el nariga amigo tuyo y vení con él. Che, vos, enana, acercate. Y vos también, cuatrochi, en esta fiesta hay lugar para todos. Gallego! Moishe! Trolo! Torta! Trava! Vengan, para ustedes también hay espacio. No, vos no, viejo choto. A ese grupo ya lo represento yo…


Seguir leyendo


FACEBOOK





DESTACADO

Icono

Monólogos de un hombre cualquiera

Sin pasaje de regreso


$970,00

-/ ENVÍO GRATIS A TODO EL PAÍS /-


#amor #pareja #familia #hijos #convivencia #rutina #soledad #engaño #autoestima #egoísmo #mujeres #hombres #feminismo #cuidado #miserias #fidelidad #comunicación #belleza #conciencia #humor #sociedad #duelo #perdón y muchos más...

Adrián Ares tiene 56 años y es Licenciado en Psicología recibido en 1992 en la Universidad del Salvador. Padre de dos hijas y una “prestada” –como él mismo la define– lanzó el blog “Monólogos de un hombre cualquiera” a fines de noviembre de 2016 desde una cabaña en Salto, Uruguay, a la cual va frecuentemente a disfrutar de su otra gran pasión: la pesca.

El blog tiene hoy 80.000 lectores, muchos de los cuales interactúan con el autor en los “Miércoles de reflexión”, una sección de su página de Facebook en la que postea bromas con el único fin de divertirse una vez por semana.

Esta primera entrega es una selección de 60 monólogos, entre los cuales el lector encontrará algunos extractados del blog y otros absolutamente inéditos, para zambullirnos en el caos de afectos que nos embargan cotidianamente en este pasaje de ida sin regreso que es la Vida.

Comprar ahora