MONÓLOGOS DE UN HOMBRE CUALQUIERA

22-09-2022

Jarra de plástico

Jarra de plastico

En claro desafío a la Biología, hay objetos que encierran vida.

El autor

Es tan sólo una jarra de plástico. Un objeto. Una cosa más del sinnúmero de cosas que uno tiene en su casa.

–Pa, no tenés alguna cosa que me sirva para regar las plantas? –me había preguntado Agus hace unos meses.
–Sí, tengo esta jarra que está al pedo, porque no la usamos para nada –le había contestado al tiempo que la bajaba del estante de la alacena.


Seguir leyendo


Despues de la partida

En la vida, a diferencia del ajedrez, la vida continúa después del jaque mate.

Isaac Asimov

Muchas de sus historias comenzaban encendiendo un cigarrillo. Lo más probable es que fuera así simplemente porque mucho era lo que fumaba, pero a él le gustaba creer que ese encender escondía alguna forma de magia y que era el humo de la primera pitada el que generaba la historia.

Por eso aquella noche en el pub de Mar del Plata del que era encargado, lo primero que hizo al verla entrar fue manotear el atado y encender uno...


Seguir leyendo


Garua de una noche de teatro

La melancolía es la felicidad de estar triste.

Victor Hugo

A mí, que creo que si Dios existe tiene cosas más importantes que hacer que ocuparse de particularidades, que digo que el Destino no existe porque es el diario del lunes contando lo que pasó el domingo y que el Universo sólo es una pila de estrellas sin ninguna posibilidad de intervenir en nada, siempre me causó cierta fascinación ver cuando las cosas pasan. Simplemente pasan…


Seguir leyendo


FACEBOOK





DESTACADO

Icono

Monólogos de un hombre cualquiera

Sin pasaje de regreso


$2.590,00

-/ ENVÍO GRATIS A TODO EL PAÍS /-


#amor #pareja #familia #hijos #convivencia #rutina #soledad #engaño #autoestima #egoísmo #mujeres #hombres #feminismo #cuidado #miserias #fidelidad #comunicación #belleza #conciencia #humor #sociedad #duelo #perdón y muchos más...

Adrián Ares tiene 56 años y es Licenciado en Psicología recibido en 1992 en la Universidad del Salvador. Padre de dos hijas y una “prestada” –como él mismo la define– lanzó el blog “Monólogos de un hombre cualquiera” a fines de noviembre de 2016 desde una cabaña en Salto, Uruguay, a la cual va frecuentemente a disfrutar de su otra gran pasión: la pesca.

El blog tiene hoy 80.000 lectores, muchos de los cuales interactúan con el autor en los “Miércoles de reflexión”, una sección de su página de Facebook en la que postea bromas con el único fin de divertirse una vez por semana.

Esta primera entrega es una selección de 60 monólogos, entre los cuales el lector encontrará algunos extractados del blog y otros absolutamente inéditos, para zambullirnos en el caos de afectos que nos embargan cotidianamente en este pasaje de ida sin regreso que es la Vida.

Comprar ahora