MONÓLOGOS DE UN HOMBRE CUALQUIERA

La tan preciada fuente

Pasa la belleza y la juventud, los optimistas y los pesimistas, pasan las pestes, pasa la salud, quedan los artistas...

Enrique Pinti

Aunque podría definirme como un optimista empedernido, he tenido momentos pesimistas en mi vida, como todos. Y he padecido alguna que otra peste que opacó mi salud por un rato, como todos. No, nunca fui bello, pero sí joven, como todos...


Seguir leyendo


29-05-2017

Déjala ser...

Let her be

La belleza es aún más difícil de explicar que la felicidad

Simone de Beauvoir

Recuerdo que mi abuela me contó que cuando un bebé nacía, una de las primeras cosas que se hacía era contarle los dedos. Una especie de paneo general en el cual se aseguraban que todo estuviera en su lugar. Tiene ojos? Check! Orejas? Check! Todos los dedos y no sobra ninguno? Check!

Y una vez hecho el repaso decían: “Está perfecto”.

Hasta acá, más que comprensible. Sé por experiencia (doble) los nervios en la primera ecografía, los mismos nervios en la segunda y la repetición de ese cagazo en el momento del  parto, tensión que dura hasta que el médico te dice que está todo bien...


Seguir leyendo


Carta a una mujer de cierta edad

Entonces se desnudó y donde ella aseguraba que sobraban kilos, yo juré que le faltaban besos.

elementospe.com

La autoestima es eso: auto. Es algo de uno con uno mismo. Pero lo especular, lo que tiene que ver con la imagen que el otro nos “devuelve” no es moco de pavo, precisamente.

Hace un tiempo escribí una nota (Una especie en vías de extinción) en la que nos hacía cargo a nosotros, los hombres, de estar diezmando a las mujeres reales a partir de valorar una estética perfecta, joven –muy joven–, absolutamente inalcanzable para estas mujeres reales después de “cierta edad”.

Bien… vaya ésta, la carta de un hombre cualquiera a una mujer cualquiera, como reafirmación de qué es lo que valoramos los hombres –hombres– cuando nosotros también alcanzamos “cierta edad”.


Seguir leyendo


El color perfecto de mujer

Y voy a ver tus verdaderos colores brillando...

Cyndi Lauper, True colors

Éste es el tipo de mujer que me va. Éste. No otro. Porque los años me dieron la experiencia que supone hacer un ejercicio de tesis/antitesis y… aaah... la maravillosa síntesis. Esa que trae la absoluta verdad.

Fácil.

Voy de un polo a otro y genero un punto medio con un equilibrio per-fec-to. Y listo. Ya está. Ya conozco todas las variantes y sé lo que quiero. Qué más puedo pedir?


Seguir leyendo


Mujer de las cuatro decadas

Sólo por hoy, chicas, permítanme ser una de ustedes...

El autor

“No hay hombres” debe ser una de las frases más repetidas por nosotras, la mujeres, en lo que va de historia de la Humanidad. “Está lleno de pelotudos”, “Tienen mierda en la cabeza” y “Los tipos están cada día más boludos”, son los epígrafes más frecuentes que usamos como “bajada” de esa sentencia.


Seguir leyendo




DESTACADO

Icono

Monólogos de un hombre cualquiera

Sin pasaje de regreso


$750,00

-/ ENVÍO GRATIS A TODO EL PAÍS /-


#amor #pareja #familia #hijos #convivencia #rutina #soledad #engaño #autoestima #egoísmo #mujeres #hombres #feminismo #cuidado #miserias #fidelidad #comunicación #belleza #conciencia #humor #sociedad #duelo #perdón y muchos más...

Adrián Ares tiene 56 años y es Licenciado en Psicología recibido en 1992 en la Universidad del Salvador. Padre de dos hijas y una “prestada” –como él mismo la define– lanzó el blog “Monólogos de un hombre cualquiera” a fines de noviembre de 2016 desde una cabaña en Salto, Uruguay, a la cual va frecuentemente a disfrutar de su otra gran pasión: la pesca.

El blog tiene hoy 80.000 lectores, muchos de los cuales interactúan con el autor en los “Miércoles de reflexión”, una sección de su página de Facebook en la que postea bromas con el único fin de divertirse una vez por semana.

Esta primera entrega es una selección de 60 monólogos, entre los cuales el lector encontrará algunos extractados del blog y otros absolutamente inéditos, para zambullirnos en el caos de afectos que nos embargan cotidianamente en este pasaje de ida sin regreso que es la Vida.

Comprar ahora