La casa del lago

Todo el mundo sabe lo que tiene,
pero no todo el mundo sabe lo que eso vale.Anónimo

Si una mujer te dice “sos un boludo” y después se ríe,
es que algo estás haciendo bien.Anónimo (En realidad, no pude encontrar dónde lo leí)

Aunque es verdad que me llevo bien con mi lado femenino, mi amistad con ese costado no es tan fuerte como para menstruar. Pero a pesar de eso, tan sólo unos días atrás yo estaba en uno de esos días. De ésos en que un dolor –en mi caso de estómago– provocado por un disgusto, hace que agarres el filtro color violeta y veas todo absolutamente teñido de castaño oscuro. Y que descreas de todo aquello en lo que creías, dejando que el lado “House” que todos tenemos nos diga que todo es una porquería…

seguir leyendo… “La casa del lago”

Yo, tu amante

Tengo que decirte adiós,
en silencio y sin nombrarte…Sandro, Es el amante

Ya no recuerdo cómo y cuándo nos conocimos, pero tengo grabado en mi memoria el primer día en que te tuve, esa lluviosa tarde en la que –escondidos del mundo– te recorrí con mis dedos suavemente hasta que me animé a encender la llama por la que ambos clamábamos y te besé… te besé con toda mi alma…

Qué me van hablar de amor!

No, no anduve siempre en amores.
Y en las cosas del amor, muchos saben más que yo.Adaptación de la letra del tango

Es hasta increíble lo prolífico de la producción fílmica norteamericana (qué cheta manera de decir que hay muchas películas) en torno del amor. Y aceptémoslo: hace años que compramos Hollywood in toto. El paquete completo…

seguir leyendo… “Qué me van hablar de amor!”

Al final, voy a estar allí

al-final-voy-a-estar-alli

Si te caes, te levanto.
Y si no puedo, me tumbo a tu lado.Julio Cortázar

Te amo. Pero no es para tanto.
Es para siempre.Grafitti anónimo

Por alguna extraña razón que no alcanzo a comprender –y que por la edad que tengo y los años que hace que lo intento, pienso que nunca llegaré a hacerlo– a los seres humanos nos encanta complicarlo todo.

Vivimos hablando de las cosas simples de la vida y después, a la hora de vivirlas –en un acto de magia digno del Efecto Carbonaro– logramos transformarlas en ecuaciones cuánticas inentendibles.
Cómo hacemos para llegar a eso? Ni idea. Pregúntenle a Carbonaro…

seguir leyendo… “Al final, voy a estar allí”

Cuando cae la noche

cuando-cae-la-noche

–Estás aquí?
–Nunca me fui.
–Por qué te quedaste?
–Por si me necesitabas…Instagram.com/Escritos

Hace unos días me encontré con mi hija menor a “tomar la leche” juntos. Es increíble cómo van variando las charlas con ella a medida que crece. Alguna vez, “ayer”, cuando llegaba del primario, me contaba de la maestra guacha o de la compañerita con la que se había peleado. Y yo sólo la escuchaba y la aconsejaba.

Hoy la escucho hablar de novio, laburo, su proyecto de viaje a Nueva Zelanda. Y charlo y opino. También ella me escucha. También ella charla y opina sobre las cosas que le cuento de mi vida, esa vida que mientras era chica estaba oculta, silenciada: mis planes, mis sueños, mis alegrías y tristezas.

Y por eso puedo charlar con esta “mujer” de temas tan “de grandes” como el amor.

seguir leyendo… “Cuando cae la noche”

En compañía de mi soledad

en-compania-de-mi-soledad

Encontré uno de mis calcetines sin pareja.
Lo abracé fuerte y le dije “Sé por lo que estás pasando”.
Lloramos… fue hermoso.Anónimo

Sé lo que pasó la primera vez que estuve solo en mi vida porque mi madre me lo relató con lujo de detalles. Sólo por eso puedo contar cómo fue el momento en el que vine a este mundo…
seguir leyendo… “En compañía de mi soledad”